El Tribunal cubano ratifica condena a pastores que educaban a sus hijos en casa

Según una información divulgada por Cubanet este miércoles, el Tribunal Provincial Popular de Guantánamo ratificó la sanción privativa de libertad impuesta a un matrimonio de pastores evangélicos por educar a sus hijos en su casa.

Bajo el argumento de que la iglesia que representan no está reconocida por el gobierno, Ayda Expósito Leyva y Ramón Rigal Merencio fueron sancionados el pasado 22 de abril por el Tribunal Municipal por el delito de Otros actos contrarios al normal desarrollo del menor, y en el caso de él además por el de Asociación ilícita.

La pareja, en prisión desde el 19 de abril de este año, fue condenada ahora a un año de privación de libertad ella y dos años él.

La audiencia provincial ni siquiera realizó vista de apelación, solo se limitó a estudiar las actuaciones y a dictar sentencia, así dijeron José Expósito Viñals y Esperanza Leyva, padres de Ayda.

Expósito presentó el mes pasado una carta en la sede del Tribunal en la que pedía una sentencia menos severa, dado que los hijos del matrimonio ya se incorporaron a la escuela.

El anciano reveló a Cubanet que su hija y su esposo fueron amenazados con retirarles la patria potestad.

Por Redacción de Paparazzi Cubano

Comentários no Facebook